Búsqueda personalizada

RinconPepe.com - Portal de ocio y entretenimiento

Logo RinconPepe.com
viernes, 18 de agosto de 2017

Diseño Web Multimedia Programación

Vuestras Poesías


Todo
 

Todo lo que somos...
solo dos fantasmas enterrados en ambos corazones..
solo un fantasma enterrado en mi corazón,
y sin alguna razón no puedo olvidarte
amor mío, ¿cómo poder odiarte?
¿cómo poder olvidarte?...
olvidar aquellos besos tiernos
y aquellos abrazos que despegar de esta oscura noche me hicieron,
pero hoy cuenta me he dado
y que de mi corazon te has burlado.

 
Enviado por Auri
 

a mi mujer
 
Sueño cada día
por verte cada noche
y cuando muere el día
veo se acerca la noche.

Las tinieblas ya me envuelven
y noto se acerca el día
cuando ya me devuelve
a esperar otro día.

Desprecio vivir de día
cuando prefiero la noche
que es cuando siento la vida
y recuerdo lo de ayer noche.
 
Enviado por jose alberto
 

Mi olvido esta noche
 
por que odio amarte...
por que odio tener que olvidarte
mientras mis alas negras se amarran a tu recuerdo...
mira! que no puedo olvidarte
mira! que no puedo besarte
ya no más...
esta noche mientras te recuerdo,
las lecusas cantarán,
y la luna brillará
y yo miraré tu sombra en ella
mira! que no puedo olvidarte
mira! que no puedo abrazarte
ya no más...
y mientras la tenue música de mi melancolía suena al compás de la noche yo te recuerdo
y mientras muero al compás de la noche yo te amo
pero tú olvidándome has de estar
pero tu con otro corazón has de estar ya
y yo me quedaré con mi melancolía mientras la noche cae.
como odio amarte
como odio tener que olvidarte
 
Enviado por AURI
 

Un beso y aparte
 
Tal vez, fallé al intentarlo
Pues apuesto cuan aventurado enamorado,
Lancé mis frases al cielo y tuve,
Mas no fue poco, un cruel y atisbado destino.
Encadenado a ese universo infinito
Perdido tras esa sonrisa intacta,
Rememoro mis días pasados.
Quizás sólo fueran falsas promesas
O no supiste ver, que ahí,
Tras esa cortina se escondía quien amabas
Sólo un infame desgraciado que perdió
Aquello por lo que luchó.
Pues el pétalo aún está marchito en esa flor
Que es nuestro amor,
Y mis manos rebosan de este dulce aroma a ternura
Que todavía perdura.
Hoy siento en lo más profundo de alma y mi corazón
Que esto se acaba, cuan desdichado he sido sin querer,
Pues no he tenido el placer de conocerte, ni de amarte.
Estando a tu lado, mis pensamientos vagaban sin rumbo ni dirección
Hacia un destino mejor, apartado de mi cruel existencia.
Sólo escribo palabras que el viento se lleva,
Sin escucha ni respuesta; sólo invento,
Para escribir lo que siento, ante este papel en blanco
Que se convierte en una mera expresión de mis sentimientos.
Innecesario, es difícil saberlo, cuando estás enamorado,
Te lleva la corriente en susurros inenarrables que te recuerdan
A esa persona que algún día has amado, y no en vano,
Hoy luchas por recuperar.
Cuando te has equivocado, tus palabras fluyen como espinas,
Tus plegarias no son más que funestos presagios de lo que se avecina,
Tu mirada, es el reflejo de una vil y austera realidad,
Condenada a proclamar por donde quiera que vayas tu verdad,
Ausente y extraviado, tu instinto busca un nuevo mundo,
Pero sabes que no existe y te desengañas.
Si me ha servido como ejemplo,
Hoy pongo de manifiesto,
Lo que en el fondo pienso.
Lloro por creer que ahí te encontraré,
Siempre a mi lado, aunque tu en realidad no estés.
Me he perdido, esperando que la chispa
Aún esté encendida,
Que ilumine, al menos, cada paso de mi vida,
Que me acerque poco a poco a ese perdón irremediable,
Que encandile mis sentidos y conduzca mis susurros
Al regazo sobre el que un día arrullaba.
Hoy, aún lloviendo hipocresía, alevosía;
Hoy queriendo no ser yo mismo,
Sino aquel que fui en un pasado
Hoy, condenado a mirar a un futuro incierto
Lleno de desesperación,
Plagado de desconcierto.
Pues aunque honesto y apuesto he sido,
No basta con eso,
La herida aún sigue abierta,
Aún dando tu corazón,
Perdiendo tus sentidos,
Y entregándote sin razón
Se te concede algo mucho peor,
Tus propias conclusiones no encuentran su explicación,
Se vuelven hacia ti, sin temor ni perdón,
Un perdón inexplicable, aislado.
Más me vale, torcer mi camino
Y enderezar todo aquello que fue malo,
Pues por mi parte, yo no lo he sido.
Espero que algún día comprendas,
Que todo aquello que por ti he sentido,
Condiciona la elección de mi camino,
Que contigo, soñaba con algo mejor,
Algo que nunca he tenido,
Mis lágrimas no bastan,
Mi corazón se pierde en este llanto amargo
Por no dejarte y aún así lo hago.
Derramo mis últimas gotas de sudor y suplicio
Sobre este papel colmado de ilusiones perdidas,
Arrugado ya casi con este grito ahogado,
Que condiciona mis frases, que nada dicen.
Y yo soy esclavo de él, pues no lo puedo abandonar,
No puedo ignorarlo, y partir sin decir lo que siento,
Lo que he vivido, lo que he amado, lo que tú me has dado
Durante todo este tiempo, y yo, pobre de mí,
He gastado mi último aliento para robarte un adiós,
Un último beso de tus labios, cuan difícil llega a ser.
No merezco dicho trato.
Hoy marcho sin recelo ni obstinación,
Sin remilgo, sólo palabras, palabras y palabras.
Sin llegar ese día tan añorado por unos y temido por otros,
Espero que llegue, sin más, y me perdones,
Me demuestres que sólo yo, he estado ahí,
Cuando y donde lo has necesitado,
Sólo yo, he sido marioneta de este cuento inacabado,
Que no ha llevado a buen fin.
Comprende que todo a tu lado fue inolvidable,
Inalcanzable, pues todo lo nuestro prevalecerá
En estos versos vacíos, pero llenos de amor,
Ternura y dedicación.
Siempre te he amado, te amo y te amaré,
No firmo mi epílogo, sino un beso y aparte
Pues esta letanía no tiene fin estando o no a tu lado, corazón.
 
Enviado por Black widow
 

A un lamento
 
Dichosos desgraciados de este vil mundo
Carne de cañón en el juego de unos pocos
La vida da mil vueltas y he yo aquí absorto
Trifurcas entre humanos causando el mínimo asombro
Es el desdén de esta humanidad
Inmutados ahí están, las campanas enmudecieron.
En los albores teñidos de sangre
Están los derechos de todos nosotros
Títeres de un cuento inacabado
No éramos protagonistas,
Sino meros engranajes de sus ruines maquinarias
Los malos en un cuento de hadas
Inexpugnable es la riqueza para muchos,
No para unos pocos.
Silenciados ante los ojos del mundo,
Ataviados en sus túnicas doradas,
Ahí reservados de la tortura diaria.
Inocentes implorando su perdón,
Hoy sus almas volarán libres al final.
Ellos aprietan el gatillo y disparan
Como espinas que se clavan,
Una a una van sus balas
Hacia la multitud acallada.
Ni mil patrias, que por una
De ellas mi persona, no por
Cruel y traicionera, adolece
Con temor su pertenencia a una tierra.
¿Por qué me abandonaste?
¿No sabías que allí, a lo lejos, yacía aún en la arena?
Mi cuerpo fue arrastrado por un océano que difluía
Con la marea
No era nadie, sólo polvo en el polvo
Arena en el viento
Ilusión perdida a la orilla
De un mar de lamentos
Ese aire con olor a mortecino
Vestigio de batalla desigual
Crueldad reflejada en el llanto de una madre
Que derrama sus lágrimas sobre pura ceniza,
Sublimada por gritos de guerra
Falsamente vislumbrada por falsos profetas
Todavía espero su respuesta,
Se ha cebado con nosotros
La madre naturaleza.
Se acabó mi condena y como desdichado,
Sólo queda por dejar a un lamento mi legado.
 
Enviado por Black widow
 


1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 Siguiente

Apuesta y gana


Destacados

Síguenos en Twitter  Black Friday
Juegos online

    
Promociones

Royalty Free Images GIF generica actividades 120x60
Publicidad